Páginas vistas en total

domingo, 13 de noviembre de 2011

No se equivoquen con Irán



Estados Unidos y sus aliados preparan una nueva guerra en el Medio Oriente. No sé sabe  cuál es la capacidad de resistencia de Irán, pero es seguro que será distinta a las de Libia, Afganistán o Irak, por varias razones:

1. Irán es un país cohesionado étnicamente (una gigantesca mayoría de la población es persa)
2. Irán es un país cohesionado ideológicamente (la aplastante mayoría es musulmán chiita)
3. Irán es una república islámica. Eso quiere decir que independientemente de las simpatías que tenga o no el gobierno, los que dirigen el Estado son los ayatolas, que no dudarán un segundo en declarar la guerra santa, en la que "todo vale".
4. Irán tiene "influencia importante" en los gobiernos iraquí, sirio y en el Movimiento Hamas que controla Gaza, además en Hezbollah que es la fuerza político militar más importante del Líbano. El cambio de gobierno en Egipto, ha dejado a Israel prácticamente rodeado de enemigos, quedando sólo Jordania como aliado entre sus países fronterizos.
5. Irán es un país con un gran desarrollo tecnológico que los hace casi autónomos militarmente de Occidente en la perspectiva de una guerra.
6. Irán controla el litoral este del Golfo Pérsico y el Estrecho de Ormuz. Bahréin, Qatar, Kuwait, los Emiratos Árabes Unidos y la zona petrolífera de Arabia Saudita están a distancia de tiro de los cohetes iraníes. Solo el bloqueo del Estrecho de Ormuz privaría a Occidente de 6 millones de barriles diarios de petróleo. El precio del crudo se triplicaría y llegaría a valores jamás alcanzados que no resistirían los presupuestos de por lo menos 140 países del planeta.
7. Finalmente -y esto es sólo una conjetura-, la república islámica tiene 32 años en el poder. Es iluso suponer que no se ha preparado para este momento. Habría que ver qué ocurre si ante un ataque contra Teherán, Irán contra ataca golpeando en el corazón de Occidente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario